He aquí una forma simple de volar

Tu abuela, aunque tierna mujer que aún te pasa dulces bajo la mesa
Tiene una biblia en casa,
Se supone que cada mañana pasa la página
Y lee el texto que le ayuda en el día.
Así desde hace 50 años
Se aprende a ser normal.

 

Esto es lo que ahora puedes hacer:

 

Compra o pega o roba o cose o escribe
Un libro grueso con poesía
Colócalo en tu mesa
Cada día que así lo quieras, ábrelo donde sea
Lee el poema que se pare ante tu mirada
Si te gusta, transcríbelo o tradúcelo o modifícalo o marca la página o léelo en voz alta
Tendrás un libro grande y choncho lleno de buenos y malos y
atrevidos momentos
Una página cada vez, un libro grueso en la mesa
— un poema en cada visita
lectura y diversión cada vez que te detengas frente al libro
un libro grueso y pesado
—Como el que conoces desde la infancia
Quién sabe:
Quizá de paso
Aprendas a vivir más libre.

Invita a tu abuela.

 

Deja un comentario